POR DENTRO DE LOS SELLOS DIY: ACOPLE RECORDS (CL)

Continuamos explorando y descubriendo el entramado que conforma el tejido la cultura subterránea a través de las voces detrás de cada proyecto. Distintos sellos discográficos de diversas latitudes que funcionan bajo la ética del hazlo tú mismx cuentan cuáles son sus métodos y estrategias de producción, distribución, comunicación y financiamiento, entre otras. En esta oportunidad, contactamos a Felipe Barriga, Oscar Aspillaga, Javier Olguín y Gonzalo Sáez Marcos Hodl para charlar y compartir las experiencias de Acople Records (Valparaíso - Chile).


—Me gustaría saber sobre la historia del sello: cómo surgió el nombre, cuál fue la motivación de iniciarlo y cuántos miembros forman parte del proyecto.
—Gonzalo: Acople Records surge de la inquietud de aunar y profesionalizar el trabajo que distintos actores, tanto músicos como dueños de bares, diseñadores, periodistas, etc., venían realizando de manera más bien individual en la ciudad. Acople surge por tanto de la consciencia de que juntos hacemos y somos más. De ahí también su nombre, que si bien puede asociarse rápidamente al ruido que produce un amplificador al retroalimentarse por exceso de ganancia (y mucho de esto tiene), alude también al acoplamiento de fuerzas y especialidades diversas puestas al servicio de la música.

—¿A qué géneros apunta? ¿Cuál es el criterio de selección de los artistas?
—Gonzalo: La verdad es que Acople nunca se ha definido tanto por un criterio musical, si bien ha tendido a moverse en el universo del rock y alrededores aglutinando estilos tan diversos como post-rock, post-punk, grunge, stoner, rock-pop, psy-rock, indierock, ska, post-cumbia e indiefolk. Sin embargo, sí ha habido ante todo un criterio territorial, que no versa exclusivamente sobre la comuna de Valparaíso, sino sobre cualquiera de la Quinta Región o Gran Valparaíso, pues por el catálogo del sello han pasado también bandas del Interior.

—¿Cuántas bandas y ediciones componen el catálogo actualmente?
—Felipe:: En cierto momento tomamos la decisión de gestionar un catálogo de obras más que un catálogo de bandas; las obras (que pueden ser un álbum, un EP o un sencillo) tienen un ciclo de vida más definido que nos permite enfocar el esfuerzo del sello en forma más precisa. A la fecha este catálogo considera 74 obras pertenecientes a 34 artistas, la mayoría etiquetada como Acople Records, porque también distribuimos para terceros.

—Más allá de lo sonoro, ¿hay elementos extramusicales que definen la identidad del sello, como por ejemplo, mostrar apoyo abiertamente a alguna causa y/o posición política en particular?
—Gonzalo: Esta pregunta es interesante, porque Acople nunca ha tenido una posición política, si por esta entendemos justamente mostrar apoyo abiertamente a alguna causa y/o posición política en particular. Ahora bien, para mi el sello siempre ha sido político si por esto entendemos toda acción que busque mejorar las condiciones de vida de un territorio y su gente, que es lo que me parece que Acople ha hecho justamente a su manera pequeña y particular.

Gonzalo Sáez. Foto: Naty Lane.

—En cuanto al proceso de producción, por un lado, en qué formato físico editan (CD, CD-R, K7, vinilo, etc.). Por otro, si mandan a fabricar o lo hacen de manera artesanal y qué cantidad de copias promedio realizan.
—Javier: Nuestras ediciones han sido principalmente en CD-R, dada la precaria realidad de la “industria” musical local. Los tirajes inicialmente eran de 50 ejemplares en promedio y la apuesta más grande que hemos hecho es la edición de “El Ruido Necesario” de Sonora de Llegar con 300 ejemplares en formato CD Audio. Es caro replicar en formato CD Audio en Chile, donde hay un solo proveedor el cual a su vez importa los discos desde Argentina, haciendo una cadena que a la larga es una suma de costos. Las ediciones físicas son de manera artesanal pero no por eso descuidamos el oficio, ya que el cuidado del diseño es uno de los factores fundamentales en el sello. Por eso siempre que sea posible se apuesta por papeles y tintas especiales, todo con la finalidad de hacer del disco físico un testimonio y un objeto apreciable.

—¿Qué importancia tiene la estética del sello, en cuanto a las portadas de los álbumes, flyers, etc? ¿Qué artistas/diseñadorxs se encargan de eso?
—Javier: La estética es muy importante partiendo por el hecho de que recoge su imaginario desde el modo de ser y habitar en provincia, lo cual habla de un ritmo y un carácter identitario especial. En materia de técnica hemos apostado por el trabajo de ilustración (compilados Acople) o en algunos casos por fotografía análoga (Gonzalo Saez, Ruta 68). Para merch o posters utilizamos sistemas de impresión tales como serigrafía y risografía, sin descartar obviamente otros medios más tradicionales como el offset o la impresión digital para el caso de discos. Actualmente el diseño gráfico del sello está a cargo de Javier Olguín, quien dirige el proyecto de diseño para el área musical Chasqui Ediciones. En los primeros años del sello también participó activamente Eduardo Le Blanc diseñando discos, posters y gráficas promocionales.

—¿Qué tareas diarias y actividades específicas conlleva? ¿Cuánto tiempo demanda involucrarse en el proyecto?
—Oscar: En estos casi 10 años hemos pasado por diferentes equipos de trabajo, pero actualmente llevamos ya un par de años afiatados los que respondemos esta entrevista. Este año estamos particularmente activos, con varios lanzamientos, por lo que nos estamos reuniendo en forma virtual 2 a 3 veces a la semana, en total sus 4 horas o más si la situación lo amerita. Eso aparte de las gestiones que cada integrante del equipo realiza según su expertise, como insumos gráficos para redes sociales, grillas de contenidos, subir música a plataformas digitales, redacción de notas, gestiones de prensa, problemas que surgen en el camino, etc .De alguna y otra manera, estamos todo el día pensando en el sello.


—¿Cómo manejan el tema burocrático y legal de la música? ¿Cuál es el arreglo que hacen con las bandas en cuanto a derechos de autor, registro de obra, etc.?
—Felipe: El sello no interviene en la recolección de derechos de autor del músico, esa gestión recae en el propio artista porque la mayor parte de los masters de las obras del catálogo son propiedad de las bandas. Sin embargo el sello está registrado como productor fonográfico ante la entidad de gestión colectiva en Chile (SCD), donde declaramos nuestro rol de productor fonográfico en los compilados que hemos editado (son cuatro: 001, Estacional, Ruido Familiar, Periférico). Para el caso de los compilados el trato que hicimos con las bandas fue un canje de discos físicos a cambio del uso de la obra en el compilado, eso en cuanto a los discos físicos. Respecto a distribución digital, con los músicos tenemos un trato de compartir las regalías en porcentajes que mayoritariamente recaen en el artista.

—¿Cuáles son sus principales canales de venta y distribución de su música, tanto en formato físico como digital?
—Felipe: Respecto a discos físicos no distribuimos a tiendas sino que vendemos directamente en ferias o presentaciones en vivo (cuando se podía hacer eventos). En distribución digital, la tienda que genera más volumen de reproducciones son Spotify y Youtube. Para distribuir a tiendas digitales hemos trabajado con varios agregadores: Altafonte, Ditto, CD Baby. Con ellos el trato es en base a distribución de regalías en un porcentaje mayoritario para el sello, donde lo que recibe el sello es lo que se reparte con el artista.

—Con respecto a las ventas online, ¿a través de qué plataformas gestionan los cobros y envíos locales e internacionales?
—Felipe: La mayoría de los pagos los estamos recibiendo a través de Paypal, pero también hemos ocupado Payoneer.

—De todas las plataformas musicales digitales existentes (Spotify, Bandcamp, Soundcloud, etc.) ¿cuál o cuáles consideran que se adaptan mejor al sello y por qué?
—Felipe: Si bien no le hemos sacado todo el provecho que deberíamos, creo que Bandcamp es la plataforma que mejor se adapta a las necesidades de un sello independiente, ya que permite proyectar una imagen de sello mostrando un catálogo de discos que no necesariamente debe estar cargado por el mismo sello, los músicos también pueden subir directamente su material y eso no impide que sea parte de la vitrina del sello. Bandcamp también hace un trabajo editorial interesante al ir presentando novedades donde además de lo musical se preocupan de la imagen. Además, Bandcamp se presenta como una alternativa para distribuir música al margen de los agregadores digitales, que son un eslabón obligatorio para poder colocar música en Spotify, Youtube y la mayoría de las tiendas digitales, ese espíritu alternativo es coherente con los sellos independientes.

«Para el caso de los compilados el trato que hicimos con las bandas fue un canje de discos físicos a cambio del uso de la obra en el compilado, eso en cuanto a los discos físicos. Respecto a distribución digital, con los músicos tenemos un trato de compartir las regalías en porcentajes que mayoritariamente recaen en el artista». —Felipe Barriga.

Sonora de Llegar. Foto: Nadia Gallardo.

—Además de las ventas del material que editan, ¿tienen otras estrategias de financiamiento? ¿Hay otros proyectos paralelos relacionados al sello?
—Oscar: Este año nos ganamos por primera vez un fondo de cultura, lo que de alguna forma ha posibilitado que estos meses sean particularmente activos y con recursos para hacer casi lo que queramos. El desafío es poder hacerlo sustentable cuando se acabe el fondo, lo que sabemos es muy difícil en esta industria. En todo caso hacemos esto porque nos apasiona y si no hay recursos seguiremos trabajando como lo hemos hecho siempre en estos casi 10 años. Hay algunos proyectos paralelos, como potenciar el área comunicacional, el trabajo historiográfico que está haciendo Gonzalo Saéz, un área editorial y siempre hay ideas y proyectos respecto al diseño gráfico, algo fundamental en la estética y forma de comuniciar de Acople.

—¿Ha surgido algo positivo, alguna idea o estrategia distinta durante la pandemia mundial por el COVID-19 que puedan compartir? ¿Cómo reconfiguran la actividad del sello en estos tiempos?
—Oscar: Teníamos pensando abocar esfuerzos en giras internacionales con Sonora de Llegar y Lechuga Mecánica, así que tuvimos que irnos a lo online y potenciar nuestras redes sociales con diferentes insumos gráficos y contenidos en nuestra web. Por suerte hemos podido lanzar varias canciones y discos de diferentes bandas, lo que nos tiene muy contentos por el volumen de material nuevo que hemos ayudado a difundir. También empezamos con Lives de Instagram y tenemos la intención de seguir trabajando lo audiovisual, algo que siempre hemos tenido muy presente, sobre todo en los primeros compilados.

—¿Qué herramientas o métodos digitales y analógicos utilizan para difundir las novedades?
—Felipe: Nuestra difusión más activa está en el formato digital, usando redes sociales y nuestro sitio web. Para los lanzamientos de nueva música también hacemos gestión de prensa con medios tradicionales, prensa escrita principalmente, que sentimos tiene una relevancia mayor a los medios digitales. Más allá de eso, actualmente nuestro esfuerzo está en potenciar el sitio web como la casa propia donde se alojan todos los contenidos que difunde el sello, este año deberíamos terminar en una nueva versión del sitio (la tercera), que incluye una renovación de la imagen del sello.

—¿Qué otros sellos nacionales o internacionales tienen de referencia?
—Felipe: Por el catálogo que han construido, en Argentina me encanta la coherencia estética de Discos Laptra, que también se refleja en su sonido, y en Chile me gusta la curatoría de Cápsula Discos, muy preocupada de la propuesta autoral.
—Oscar: Algo Records, BYM Records, Quemasucabeza, Trojan Records, Ipecac, Third Man Records, Dischord.
—Gonzalo: A mi personalmente me gusta mucho lo que en su momento hizo Sub Pop en Seattle, pues fue capaz de ofrecer al resto del mundo no solo un puñado de bandas que viniendo del underground local luego se masificarían bajo el rotulo del grunge, sino que en cierto modo fue capaz de ofrecer un relato de su ciudad y situarla en el mapa. Y yo que soy porteño de corazón, trabajo siempre con ese norte de dar a conocer no solo a las bandas por sí solas, sino contextualizadas en las particularidades de nuestro territorio.


—¿Cómo se llevan con las etiquetas autogestión, independencia, DIY? ¿Cuán lejos (en términos de distancias, oyentes, convocatoria) creen se puede llegar con esta forma de trabajo?
—Gonzalo: A ver, a mi me parece que todas esas etiquetas dicen mucho y nada a la vez, como pasa en realidad con todas las etiquetas. ¿Nos autogestionamos? Sí, por convicción pero también por defecto, porque en Chile prácticamente no existe industria de la música y la poca que hay la concentra Santiago, entonces en ciudades como la nuestra, o te autogestionas o no haces nada. Ahora, si somos o no independientes, eso es relativo. No dependemos de una multinacional, ni tampoco del Estado, porque en casi 10 años solo una vez nos hemos ganado un fondo de cultura que implica algo de recursos para mejorar nuestro trabajo. Pero esto no es tanto porque estemos cerrados a la “dependencia”; sino porque como te digo, nuestro contexto es precario y en ese sentido eres indie o mueres. Finalmente, si hemos existido ya por casi 10 años pese al pésimo negocio que esto representa es porque sí, creemos y ante todo actuamos bajo la consigna del DIY absolutamente. ¿Cuán lejos se puede llegar bajo estas fórmulas? No lo sabemos y no queremos ponernos una expectativa rígida antes de averiguarlo.

—¿Cuáles son las últimas novedades y los próximos planes?
—Oscar: Tenemos varios lanzamientos agendados para lo que queda de este 2020. Gonzalo Sáez mostrará pronto su nuevo disco. También tendremos noticias con Sonora de Llegar y unas connotadas colaboraciones para canciones nuevas. Siniestra Pandora pronto estrenará nuevas canciones que serán parte de su nuevo disco, igual que Sapos sin Lengua. Nos estamos preparando con todo para celebrar los 10 años del 2021. también estamos viendo la posibilidad de incorporar nuevos proyectos musicales al catálogo. Gonzalo Sáez continuará con su rescate vivencial de la historia musical porteña de los años 2000. También le hemos dado varias vueltas a crear un área editorial y siempre estamos con la inquietud de reeditar discos que no están en plataformas digitales. Como Acople somos parte de IMUVA, gremio de la industria musical, yo particularmente participo activamente de este gremio, que está impulsando varias actividades como el encuentro Valparaíso Musical.

—¿Cuáles son las cosas positivas y cuáles las no tanto de tener un sello?
—Felipe: Una vez que te metes el asunto económico en el culo, participar de un sello sólo tiene cosas positivas. Personalmente lo que más valoro es la posibilidad de acceder a un proceso artístico desde la creación de la obra hasta su publicación, en ese tránsito hay ideas, historias y experiencias compartidas que van tejiendo un relato; finalmente eso puede llegar a ser más interesante que la canción misma y es lo que el sello debiera ser capaz de transmitir públicamente, porque en el contexto de industria musical imperante la canción termina reducida a un producto que se debe reproducir, mientras el proceso termina siendo cultura que ayuda a entendernos.

—¿Qué consejos le darías a alguien que quiera fundar un sello?
—Javier: Que la música es un medio y un mensaje. Este debe preservarse y difundirse por el bien de lxs artistas y la cultura local. Es divertido, si, tal como oír música. Pero es una mochila pesada, cargada de factores que te pueden hacer rendir fácilmente. Un buen equipo de trabajo colectivo es fundamental para perseverar.
—Gonzalo: Que lo fundamental es un buen equipo de trabajo, con distintas especialidades y con gente dispuesta a trabajar por la pasión y no por el dinero (porque prácticamente no hay). Que un sello es muchísimo más que simplemente editar discos, cosa que solo se entiende en la práctica. Y que es importante tener una identidad, algo que te distinga de otros sellos. Finalmente: ¡solo hazlo!

—Muchas gracias por el tiempo y predisposición, ¿algún mensaje final o algo que quieran decir que no pregunté?
—Escuchen música de artistas de sus ciudades y valoren la cultura de su territorio.
______________________________________

CONTACTO & PLATAFORMAS

ARTÍCULOS RELACIONADOS 

SUBCULTURA FANZINE #8  
Últimas copias con envío incluido (AR) en https://bit.ly/3hRD8zX 

APOYO & APORTE VOLUNTARIO 
 Si te gusta lo que hacemos, nos podés invitar un cafecito ($50 ARS) en https://cafecito.app/subcultura. ¡Gracias por el apoyo! •