ENTREVISTA • INCONMOVIBLES: PARA NOSOTROS, LAS CANCIONES


Foto: Carla Pastoriza.

La música es el refugio de muchos de nosotros y los Inconmovibles supieron enfrentar las adversidades que se cruzaron por sus caminos a través de la urgencia de sus canciones y la autogestión. Contactamos a Sebastián Sferrayo, guitarra y voz (el grupo se completa con Abel Attwell en voz, Juan Manuel Maldonado en bajo y Santiago Sferrayo en batería), para charlar sobre la banda, discografía, cómo la música los acompañó y sus próximos planes.  Por Nacho Hernández.
   
 
—¿Cuándo surge Inconmovibles y cómo se conocieron? ¿Qué artistas internacionales y nacionales los influenciaron? 
—Inconmovibles surge hace 5 años exactamente, en invierno del 2015. Si bien nos conocemos de los barrios Los Paraísos y Satélite, Moreno, Juanma y Santi iban al colegio juntos. Conocimos a Ema en el barrio, ya que somos amigos de muy chicos y a los 12, 13 años, ya estábamos haciendo música. El primer bajista de la banda fue César que era compañero de Juanma y de Santi y todos íbamos al Instituto San Martín. Con Ema íbamos a Parque Rivadavia los fines de semana y nos traíamos muchos cassettes nacionales e importados que nos grababan de CDs originales y que conocíamos por lo que leíamos en las revistas o que nos llegaba del boca en boca. Si bien entre el punk y el hardcore hay muchos elementos en común, nos llegó junto todo el punk rock del 77 y el American Hardcore de los 80s. The Clash, Ramones, The Jam, Descendents, Bad Religion, Adolescents, no nos vino por etapas y toda esa información llegó cuando estábamos juntos. Mi hermano Santi mamaba todo eso que yo iba conociendo. Por supuesto de la escena nacional, lo primero que escuchábamos era Los Violadores y algo de Attaque 77. Después también cuando llegó el Buenos Aires Hardcore, No Demuestra Interés, D.A.J. y al mismo tiempo bandas como Massacre o Fun People que ya empezaban, sobre todo Fun People, a generar una ruptura con todo eso.

—¿Qué temáticas abordan a la hora de componer?
—A la hora de componer, a más del 90% de las canciones, les pongo letra, música y melodía. Las letras es lo último que nace. Me cuesta a veces llegar a la letra final porque uno también está limitado por todas las métricas. En una canción uno tiene que escribir tantas líneas y éstas deben ser las justas y necesarias a lo que uno quiere expresar con la canción. Las canciones tienen un sentido político o una búsqueda hacia la reflexión con cierto espíritu crítico y algo que me influenciaron las bandas que te mencione anteriormente, fue el pensamiento crítico. En lo personal, hablar de lo que pasa en el mundo sigue siendo una interpretación, sigue siendo un lugar personal porque uno tampoco conoce cuál es el verdadero funcionamiento de las cosas en el mundo, más que nada en esta época en la que vivimos que todo es mentira y que todo es verdad. La búsqueda de las canciones son reflexiones personales sobre lo político y lo ambiental, los paradigmas culturales con los cuales vivimos día a día y siempre como tratando de buscarle una vuelta a eso para que no quede solamente una canción de tipo panfletario porque tampoco es lo que más me llene como persona que escribe.

—En 2016 lanzaron su primer EP homónimo y “Aquí yacen los vencidos” en 2017, ¿qué diferencias hay entre estos EPs?
—Creo que hay una evolución de la banda o de la canción melódica pero contundente digamos, o al menos yo lo veo así. En el primer EP hay dos canciones que son de Ema, que son las únicas canciones que compuso para la banda, y después las demás están compuestas por mí. En el segundo EP hay letras mías y de Juanma. Quizás hay una diferencia de estilo musical pero es más la búsqueda también de la banda que tiene que ver con lo que nos va influenciando, en el momento en el que estamos grabando. La idea de la banda siempre fue grabar todos los años y no dejar pasar tanto tiempo de grabación entre una edición y otra.

—¿Que nos podes contar del split "La Peste del mundo es la minoría que gobierna" que sacaron junto a los Axiomas?
—De chicos, escuchábamos muchos splits, sobre todo de bandas como Cucsifae, Movil Vission y para nosotros el split siempre tenía como ciertas características especiales. Íbamos descubriendo esta forma de editar y de presentar, al principio era chocante, no podíamos entender cómo va a haber 2 bandas diferentes en un mismo disco. Después empezamos a entender que era una buena forma de dar a conocer 2 proyectos distintos pero con ideas en común, y lo que siempre busca el split, es ese sentido de cooperación entre ambos. La idea surgió de que venía pensándolo hace un tiempo y venía hablando con Matías, cantante de Dar Sangre, Rechazo, que estaba tocando la batería en Axiomas y él me dijo: “hagamos un split”. Nosotros terminamos de grabar el segundo EP, ellos tenían listo su primer disco y ambos materiales duraban lo mismo. Le dimos para adelante con la idea y al otro día ya teníamos el título y arte del mismo. Hicimos una edición de 100 copias y lo editamos en cassette con “Discos De La Calle”. Básicamente "La Peste del mundo es la minoría que gobierna", surgió de la nada. 

—Y en 2019 sale a luz su primer disco “Para nosotros, la violencia”, ¿qué intentaron reflejar en sus 11 canciones?
—Fue un disco raro en varios sentidos por todas las cosas que nos sucedieron en el momento en que lo íbamos componiendo, y casi en el final de la composición empezaron a suceder algunos acontecimientos. Santi se había ido a vivir a Rosario, Abel que había empezado a cantar hace muy poco, se le había prendido fuego la casa y se salvó de milagro. Yo me rompí los ligamentos cruzados y meniscos. Fue un disco que costó sacar y que tardamos mucho en hacerlo, aunque ya lo teníamos listo. La satisfacción de cuando lo terminamos fue muy grande y más allá de que tuvo una repercusión, que no esperábamos para nada, ya sacarlo para nosotros fue un gran alivio y un triunfo. Con respecto a lo que reflejan, Abel tenía algunas canciones que él había empezado a componer cuando había dejado su anterior banda Nada que demostrar, y las demás canciones que compuse eran 7, 8. El disco habla de problemas puntuales, también hay canciones que hablan de nuestros hijos, de relaciones personales y lo que intentamos reflejar con el título e incluso con esa canción en particular, era dejar en claro quiénes son los que sufren, la forma en el que el poder se manifiesta y cómo actúa. Sobre todo cual es el modus operandi del poder de la élite global y a nuestro parecer quién gobierna el mundo. El mundo no lo dominan y no lo gobiernan los partidos políticos. A nuestro parecer la élite global, y más que nada ponerse en ese lugar, “Para nosotros, la violencia” y nosotros la masa trabajadora, nosotros el pueblo, el común de la gente y eso era a lo que apuntábamos con el nombre del disco.

—¿Cuál es el concepto de la tapa? ¿Quién estuvo a cargo del arte y diseño?
—Venía hablando hace un tiempo con Ricardo Nerio que es un amigo de El Salvador y que conocí por Facebook. Siempre veía sus dibujos, sus expresiones artísticas con pintura, puntillismo y me gustó a lo que apuntaba. Un día me propuso que quería hacer la tapa del disco y empezó a trabajar con algunas ideas que teníamos en común. Hace un tiempo había visto una imagen de él y le dije: “esta tiene que ser la tapa del disco”. La portada es una mujer que lleva a su hijo en la espalda y lo que intenta reflejar es la problemática de las migraciones centroamericanas. Me pareció que de alguna manera, entraba en el concepto de lo que queríamos reflejar con respecto a la destrucción económica de los pueblos, y creo que había mucha empatía con la portada. Ricardo realizó todo el diseño del CD y quedamos muy contentos y agradecidos.

—¿Cómo fue la presentación en el Salón Pueyrredón? ¿Cumplió con sus expectativas?
—Para nosotros la presentación del disco fue muy satisfactoria, nos quedamos muy contentos y superó nuestras expectativas seguramente. Se cortaron como 160 tickets y fueron muchos amigos, mucha gente que le gustó el disco, la banda o que lo conoció de alguna manera y se acercó al recital. Así que fue algo muy lindo. Aparte nunca habíamos tocado en el Salón Pueyrredón, un lugar mítico de la cultura punk y la cultura under, así que más que contentos con eso también. 

"La búsqueda de las canciones son reflexiones personales sobre lo político y lo ambiental, los paradigmas culturales con los cuales vivimos día a día".

Arte de portada: Ricardo Nerio.

—¿Cuál fue la motivación de iniciar el sello “Discos De La Calle”?
—Simplemente nació para editar nuestra propia música y como un elemento más del trabajo de nuestra banda y de nuestro arte. También como una forma de manifestar una idea de trabajo y de cómo hacer las cosas sin rendirle cuentas a nadie. Nosotros siempre entendimos que las cosas las teníamos que hacer de esa manera, no había otra forma de hacerlas. No íbamos a buscar un productor para tocar con tal banda y toda esa historieta del rock. Básicamente nació para editar nuestros discos, a bandas amigas, y tener nuestra feria cada vez que toquemos y mejor aún, cuando algún amigo se copa para llevar ese material a algún lugar para distribuirlo y venderlo.

—¿En qué formato editan? ¿Mandan a fabricar o lo hacen de manera artesanal?
—El primer split lo hicimos con Jonathan de Los Pájaros Records, un amigo de González Catán y que tenía la máquina para duplicar los cassettes. La serigrafía y el diseño gráfico lo hicimos nosotros con Matías de Axiomas. Después hicimos una edición en cassette de “Para nosotros, la violencia” y también los grabó Jonathan y la serigrafía la hizo Alberto, un amigo de Moreno y quedamos muy contentos con el formato. También hicimos una edición de nuestro disco en CD, las copias fueron en CD virgen porque hacerlo en una fábrica de discos, sale una guita con la cual no contábamos en ese momento y tuvimos que hacerlos así, más allá de que no era la idea.

—¿Qué otras bandas componen su catálogo actualmente? 
—En este momento tenemos a los amigos de Bragado, Traumas de la Infancia. Hicimos “Civiles de Policía”, que es su discografía y que cuenta con sus primeros 3 discos en un cassette. Esta nuestro disco y el split con Axiomas. También tenemos un compilado que hicimos con bandas amigas como De-Crooked, Morir en Madrid, Terrorismo Surf, Cambiando Ideas y que se llamó “Para ellos la nación, para nosotrxs represión”. Hicimos unas 100 copias de este compilado en cassette y se vendieron. Tengo una copia personal que se enganchó la cinta y está destruida.

—Viendo el camino recorrido, ¿cómo se llevan con la autogestión? 
—Creo que el camino que nosotros elegimos nos dio bastantes frutos en varias características. Básicamente logramos lo que buscábamos y estamos más que contentos con la edición de los discos y con la forma en que presentamos y organizamos nuestro proyecto. La autogestión para nosotros es como un camino hacia futuro, no es algo que nos ponemos a pensar y decimos: “mirá todo lo que hicimos con los discos y la organización de los eventos y todo”. No pensamos mucho en eso. Simplemente estamos todo el tiempo como tratando de identificar lo que sigue, que me parece que es el desafío de la autogestión. Mirar hacia adelante en realidad, no tanto sobre lo que ya hiciste. Sin dudas es el camino que vamos a seguir transitando.

"Simplemente estamos todo el tiempo como tratando de identificar lo que sigue, que me parece que es el desafío de la autogestión".


—¿Qué aprovecharon a realizar durante la cuarentena? ¿Están trabajando en material nuevo? 
—La cuarentena nos agarró en un momento en el que ya teníamos 10 o 12 canciones. Hoy en día, hay más o menos 16,17 canciones que ya están casi terminadas. No iban a tener ensayo por la distancia, ya que Santi está en Rosario y no ensayar es como una dinámica de la banda. Íbamos a entrar a grabar dentro de muy poco, así que aprovechamos para terminar de escribir las canciones, componerlas y empezar a planificar como vamos hacer para grabarlas porque realmente esto me parece que va a llevar mucho tiempo y no veo que haya una escapatoria. Es un tema para nosotros, porque nos agarró justo en plena etapa creativa y de composición.

—Por último, ¿qué bandas nuevas estuviste escuchando y cuáles nos recomendás? 
—Personalmente no escucho muchas bandas nuevas pero si escucho bandas de mis amigos y compañeros de la música. El Altillo es super recomendable, creo que siguen trabajando en su material nuevo. Traumas de la Infancia, De Crooked y Sueño de Lxs Libres que están en su etapa creativa y con quien también vamos hacer una edición con “Discos De La Calle”. La verdad no estoy escuchando mucha música en este momento pero estoy descubriendo y redescubriendo bandas viejas.

—Muchas gracias por la predisposición, ¿algún mensaje final para sus seguidores y los lectores de Subcultura? 
—Simplemente tratar de organizarnos, de entender cada vez más cómo funcionan las cosas para involucrarnos y realmente actuar en la actualidad o en el mundo que se viene con todo lo que pasa con el virus y la pandemia. Unámonos y a estar alerta, siempre con el pensamiento crítico y llevando la conciencia hacia nuevos lugares. Abrir la mente es el trabajo también del artista, del músico y del individuo libre así que me parece que la búsqueda es por ahí, para empezar a cambiar las cosas realmente.-
________________________________________ 

CONTACTO & PLATAFORMAS  
Bandcamp  Youtube  Spotify 

ARTÍCULOS RELACIONADOS 

SUBCULTURA FANZINE #8 
Conseguilo con envío incluido (ARG) en https://bit.ly/3hRD8zX 

APOYO & APORTE VOLUNTARIO
Podés sumar con un aporte de $50 ARS en https://bit.ly/2C1uJtO ¡Gracias por el apoyo!