ENTREVISTA | DIAVOL STRÂIN: DEMONIOS Y FEMINISMO DARK WAVE


Foto: Festival Ansia.

Diavol Strâin es un dúo post punk/dark wave de Valparaíso, Chile, formado por Lau M. e Ignacia Strâin. Contactamos a lxs chicxs para charlar sobre su historia, su música y sus influencias, las giras internacionales, su activismo lesbofeminista, próximos planes y la situación política que está atravesando el país trasandino.



¿Cómo surge el nombre y cómo fue que empezaron la banda? ¿Tenían en mente lo que querían hacer o se dio de manera natural?
Diavol Strâin es una unión de conceptos en lengua rumana, quiere decir “Diablo alienígena” o “Diablo extraño”. Nos costó bastante ponernos de acuerdo a cómo llamaríamos a todo esto que estaba surgiendo. Nada en español nos parecía, si a una le gustaba algo, la otra discrepaba, hasta que Ginger, consultando un diccionario que tenía, hizo una lista de palabras en ese idioma que eran atractivas tanto por su fonética como por su semántica. El diablo para nosotras es un concepto de disidencia, de cuestionamiento. Es un entidad que formó sus propias ideas y puso en duda lo que se supone era incuestionable. En relación a lo alienígena, es similar. Ambas coincidíamos en este sentirse alienígena dentro de un sistema que busca adherirte a él como un engranaje más. Vivir en una otredad, fuera de ese margen en lo más posible y honesto, tanto desde nuestras corporalidades como nuestros sistemas de trabajo y relaciones con el mundo. Por otro lado, el concepto también trae consigo un imaginario potente que ambas abrazamos, pues tiene que ver con lo esotérico, lo oculto, el espacio exterior y otros multiversos. Diavol Strain nace porque ambas teniamos ganas de armar una banda con baterías programadas que nos permitieran explorar sonidos wave pero desde la oscuridad musical que nos convocaba. Sin embargo, todo lo demás elementos estético-sonoros se fueron dando espontáneamente a medida que íbamos componiendo. Un proceso predominantemente visceral más que premeditado.

¿Qué bandas o artistas las han influenciado y cuáles estando escuchando actualmente?
Ufff siempre que nos hacen esa pregunta es bastante amplia para responder ya que ambas somos bien melómanas escuchando diversos géneros donde se vuelve imposible negar la influencia en nuestros oídos y percepción musical, lo que a su vez siempre influenciará tus creaciones, sea de manera conciente o inconciente. Pero bueno, tratando de acotar la respuesta, claramente nos ha influenciado muchísimo el post punk y el dark wave, tanto old school como revival, así como también el shoegaze y el riot grrrl. Clan of Xymox, Euroshima, The Cure, Sister of Mercy, Los Prisioneros, Siouxie, Mephisto Walz, Pubic Image Ltd., Cocteau Twins, The Jesus and Mary Chain, Bikini Kill, Le tigre, etc. Podríamos estar bastante rato ya que, como te contábamos, siempre estamos compartiéndonos música e invitándonos a re-escuchar partes de canciones que pudiesen inspirarnos a crear. En cuanto proyectos que estemos escuchando últimamente, claramente está She Past Away, gran banda turca; y bueno hemos estado rayando últimamente con Cruz de Navajas (ME/EU) Nox Novacula (EU), Tumbas (CO), Mystic Priestess (EU), Sidosis (CL), Double Echo (UK), Malefixio (ES), Totenwald (GE) por nombrar algunas.

Desde que empezaron hace 4 años, han sacado un EP “Demonio” en 2016 y su primer LP “Todo el Caos Habita Aquí” el año pasado. ¿Cómo ven a ambos trabajos en retrospectiva?
Estamos muy felices y orgullosas de ambos trabajos. "Demonio" fue nuestra primera catarsis, gestado a partir de una creación instintiva, un descubrimiento estético sonoro que trazó los primeros horizontes musicales, así como también, fue un álbum que permitió las primeras reflexiones en cuanto a nuestra identidad política y nuestras experiencias emocionales y existenciales. Un proceso continuo que se solidifica mucho más en "Todo el Caos Habita aquí". En cuanto a lo musical, nos gusta haber podido complejizar las líneas melódicas y rítmicas como un reflejo del aprendizaje musical que hemos vivido gracias a las giras y la posibilidad de compartir con muches artistas y bandas increíbles, sumando además, todo el aprendizaje en producción y posproducción musical, ya que estuvimos activamente detrás de las perillas para asegurarnos de plasmar un sonido que nos identificara. También es un disco donde pudimos transmitir nuestro esoterismo de brujas y nuestro amor de lesbianas, siendo muy interesante también, poder experimentar con una lengua diferente al español en “Sturm un Drang” que está en alemán. De todas maneras, una siempre encuentra que quizás algo faltó o que pudo haber sido mejor, sin embargo, es un pensamiento y sentimiento crítico que nos motiva mucho para seguir creando y que esperamos abordar en nuestro próximo disco que se viene este 2020 titulado “Elegía del Olvido/Elegía del Horror”.

Si bien han girado mucho por su país y América Latina, también han salido a tocar en Norteamérica y al continente Europeo, cosa que no muchas bandas logran ¿Sienten diferencia entre tocar en su país natal y tocar en EE.UU o Europa? ¿Qué aspectos positivos y negativos pueden mencionar?
Si nos ponemos a hilar fino, cada territorio tiene lo suyo, sus particularidades en cuanto a la forma en que se producen los eventos o el público que asiste. Por ejemplo, en Colombia nos encantó ver el gran apañe que hay entre productores y bandas que se apoyan entre ciudades, tienen un circuito muy bacán entre Bogotá - Medellín - Cali, convocando tanto a punkis, disidencias, góticos, animalistas, darks, etc. A diferencia de Perú, Chile y México donde es típico ver una fracción entre al menos dos productores. No obstante, éste último aspecto tampoco podría plantearse como algo negativo ya que es necesario también tomar posición frente a aspectos ideológicos y separarse de espacios y públicos hostiles. O sea, no vamos a pretender unir una “escena” simplemente por el hecho de que compartimos gustos musicales o pretender apoyarnos incondicionalmente aparentando una unidad que internamente tiene muchos conflictos. Por ejemplo, en Chile hay escenas “under”, entiéndase escena como el compendio de gestores, artistas y público asistente, que son fascistas de idolatría al hombre blanco, mucho machismo o competencia, discriminación, por lo que preferimos alejarnos de esos espacios en vez de pretender una falsa unidad que termina dañandonos o exponiéndonos. Para nosotras el hacer música no significa tener “escenarios” a costa de nuestros propios ideales. Entonces teniendo como punto de partida desenvolvernos y convivir en espacios que sintamos un vínculo ha sido nuestra búsqueda, que en general ha sido súper bacán. Sentimos que hemos recibido muy buena acogida y apoyo tanto en el Abya Yala como en Norteamérica y Europa. En USA es genial ver que se mantiene mucho la cultura del flyer impreso, del contacto y promoción directa más allá de utilizar RR.SS, permitiendo una conexión entre tiendas de música, librerías, cafés, bares, buena producción en los venues y espacios para live sessions, no necesariamente gestado a partir de personas con mayor presupuesto. También es bacán que hay mucha presencia y fuerza latina en la organización de festivales oscuros y eventos contraculturales dark, se pueden parar tocatas cualquier día de la semana ya que suelen partir a las 7 pm. terminado a las 2 am; todas las bandas tienen siempre su mesita con su merchandising adornada con mucha dedicación. En cuanto a aspectos negativos, a veces nos hemos topado con gringues que les cuesta salir de sus propias comodidades olvidando que nosotras venimos de lejos, que somos dos lesbianas que constantemente estamos en riesgo, por lo que a veces falta un poco más de preocupación. De todas maneras, hemos conocido a personas que tenemos bien adentro de nuestro corazón darks y que esperamos volver a ver! Batcave San Francisco, Nox Novacula, The Wreck Hall, Dj Xam Rem por nombrar algunes. Por otro lado, creemos que la escena más diferente está en Europa, es super valorable tanto de los espacios disidentes y góticos apreciar la conciencia de sus privilegios reflejados en la producción de sus eventos y festivales. También existe mucho apoyo entre elles que se puede ver en la relación entre el festival Minicave (Alemania) y Return to the Batcave (Polonia), o el apoyo que se hizo entre “The F Word” (Holanda) con LadyFest (Rusia) y con Femfest (Chile), al igual que apoyos entre sellos, Djs y productores, etc. De hecho nuestro sello Young&Cold es europeo, y realmente nos hemos sentido super cómodas, tienen un lindo concepto de familia musical, así que esperamos seguir colaborando con elles. Y bueno por último, algo que nos gusta mucho de aquí, del Abya Yala, es la cultura carnavalesca que nos brota por los poros, mucho ritmo y mucho baile que hacen de los eventos y tocatas una rica experiencia.

"Diavol Strâin es una unión de conceptos en lengua rumana, quiere decir ´Diablo alienígena´ o ´Diablo extraño´. El diablo para nosotras es un concepto de disidencia, de cuestionamiento. Es un entidad que formó sus propias ideas y puso en duda lo que se supone era incuestionable."


 Foto: Playback photography.  

Han participado de festivales de rock gótico y deathrock cómo Near Dark Festival (en EE.UU), Minicave (en Alemania) y Return to the Batcave (en Polonia) ¿Qué pueden contar de esas experiencias?
¡Tres festivales muy geniales! Minicave y Return to the Batcave fueron las primeras experiencias, ya que estuvieron dentro del marco de nuestra primera gira. Éramos más chicas, recién estábamos empezando, por lo que fue demasiado inspirador conocer y convivir con todes, ahí conocimos a Double Echo, gran banda que definitivamente influenció la creación de "Todo el Caos Habita Aquí". También fue hermoso apreciar todo el transformismo y performances del público y las bandas, ¡ufff cuánta producción! Escarmenados y moikas enormes, maquillajes de todo tipo. Hubo muy buena atención por parte de les productores, muy rica comida vegana y mucho alcohol (risas). La única forma de pasar el frío, ¡cómo olvidar el vodka polaco! ¡Bailar hasta ya no poder más! Una anécdota de Minicave: nos alojamos en el mismo venue entonces ya cuando no pudimos más nos fuimos a dormir, y cuando despertamos la gente seguía bailando el día domingo por la mañana así que nos pusimos a bailar mientras tomábamos el desayuno que tenían para pasar la resaca.

También se han presentado en The F Word y FemFest, que son festivales de música feministas con cierto renombre ¿Cómo se dio aquello? ¿Las invitaron o decidieron involucrarse ustedes mismas?
Nosotras desde hace varios años participamos en Femfest ya que no es solo un evento musical sino que se constituye como una coordinadora que tiene como objetivo la inclusión de las mujeres en la cultura artística y la inclusión de la comunidad de sordes. No solo participan músicas, también artistas de todo tipo ya que todo el contenido e intervenciones se gesta desde la coordinadora. Y bueno, fue ahí que nos conocimos, en ese momento cada una tenía otras bandas antes de formar Diavol Strâin, así que yendo a reuniones y tocatas nos fuimos acercando. Por otro lado, el año 2015 estaba en Chile une de las organizadores de The F Word, quien ese año también se incorporó en el trabajo para la realización del Femfest de ese año. Es así como se hizo el vínculo de apoyo mutuo, que posibilitó que fuéramos a Amsterdam, de hecho desde F word se gestionó un apoyo económico para Femfest.

Lo que llama la atención en su facebook es como se autodefinen: “Dúo Dark Wave No Binarix/Feminista”. Es difícil encontrar bandas y/o proyectos de mujeres y disidencias, ¿se consideran una banda activista? En esta línea, ¿qué otrxs artistas conocen y pueden recomendarnos?
Para nosotras es súper importante definirnos desde dónde nos planteamos y posicionamos, lo cual no ha dejado de ser una búsqueda de la identidad de nosotras individualmente y también como dúo. Desde chica que cada una activó en espacios “más feministas” que nos permitió conocernos, por lo que desde el principio de Diavol, el punto de unión fue nuestro feminismo, no obstante, un feminismo que también tuvo que ser dialogado y consensuado en relación a que lo entiende práctica cada una. Identidad que no solo se manifiesta a través de las letras sino que también en la comunicación desde el escenario, en nuestras dinámicas de trabajo, creación y ejecución, en los espacios e instancias que construimos, con quiénes y cómo nos comunicamos, etc. Aspectos que sí o sí están en constante reflexión ya que la deconstrucción en un proceso latente entre nuestras cuerpas y mentes. Paralelamente, cada una y en conjunto hemos reflexionado sobre el género y la identidad sexual, creciendo desde una ambigüedad queer a definirnos como lesbianas no binarias. Y bueno, actualmente, a raíz de nuestra última gira y la crisis sociopolítica que vivimos y vive el pueblo que habita en Chile, nos ha llevado a preguntarnos sobre nuestra presencia activa en espacios no solo disidentes, sino que de lesbianas como tal. Creemos que el activismo va mucho más allá de participar de eventos disidentes, de ir a tocar y carretear entre nosotres, sino que construir espacios que permitan diálogos y acciones más profundas, que nos protejamos, articulemos, formemos, cuidemos y potenciemos entre nosotres. No basta con publicar que tu evento no acepta prácticas machistas, xenófobas y fascistas, sino de cómo nos hacemos cargo de que ello no ocurra, ¿qué hacemos si, de hecho, llega a ocurrir? Por otro lado, nosotras casi siempre tocamos en espacios mixtos donde esperamos convocar a lesbianas, pero muchas de ellas no se sienten cómodas en esos espacios, entonces cabe preguntarse qué estrategias, o qué planteamos nosotras para acercarnos a esos espacios y no solo esperar que asistan, etc. Cuestionamientos muy ricos que hemos tenido este último tiempo y que nos han llevado a participar en la Asamblea Lesbominista en la cual estamos activando en la actualidad. Respondiendo la segunda pregunta, claro no son muchas las bandas disidentes dark pero aquí les recomendamos algunas que son muy bacanes! Sidosis, Mystic Priestess, Totenwald y Ötzi.

En relación al feminismo, queríamos saber, por un lado, si están al tanto de lo que sucede en Argentina y qué repercusión tiene en Chile, y por otro, si pueden contar alguna experiencia ya sea positiva o negativa como banda No Binarix/Feminista en circuitos donde predominan los varones.
¡Cómo no hablar de lo que pasa en Argentina cuando hablamos de feminismo y lesbofeminismo en sudakalandia!. Creemos que la lucha que están dando allá ha sido muy influyente en despertar toda esta rabia que han acumulado las mujeres hetero cis y nosotres, las disidencias. Ha surgido mucho apoyo entre ambos territorios desde hace algunos años, que a su vez está influenciando mucho la lucha feminista que se vive actualmente en México, aborto libre, no más femicidios, es no más discriminación, abusos y violencia hacia nosotres, es decir, no más este sistema heteropatriarcal.
El año 2015 tuvimos nuestra primera gira como músicas en Buenos Aires, cuando ambas teníamos nuestras otras bandas, Ignacia tocaba en Blasfemme, y Lau en Vaso de Leche. En ese viaje conocimos a les amigues de Las Grasas Trans, banda de lesbianas no binarias, quienes luego vinieron a tocar a Femfest y tuvieron su amor lésbico con la banda Horregias de aquí, yéndose de gira por el sur. Hasta el día de hoy seguimos en contacto, de hecho Pitu (tecladiste de las GrasasTrans) vive en Santiago y activa también en la Asamblea lesbofeminista. ¡Imposible negar la influencia del movimiento lesbofeminista en Buenos Aires, Rosario, Bariloche! Respondiendo la otra pregunta, en Latinoamérica es difícil ser música y lesbiana, ya que la mayoría de los espacios están dominados por hombres. Sin embargo, nuestro problema es con los chongos, los hombres machistas, que claro, están muy presentes en la escena punk y gótica, incluso muchas veces camuflado con discursos disidentes que se derrumban por sus mismas prácticas. Es horrible tener que estar constantemente en una posición de defensa porque el sonidista, el productor, el otro chongo de una banda, te basurean, te tratan mal, te juzgan, te comparan o empiezan con su joteo de amor romántico barsa tratando de toquetearte apenas pueden. Sabemos que se nos han cerrado muchas puertas porque no aceptamos la mierda machista, o en realidad, al final es nuestra decisión cerrar esa puerta y no volverla abrir, como tampoco priorizar el amiguismo que encubre violaciones y violencia. Sin embargo, si tenemos compañeros a quienes queremos mucho con quienes nos sentimos muy bien compartiendo escenario, como los chicos de KNTI, de Nox Novacula, quienes también organizan eventos y tocatas.

"Creemos que el activismo va mucho más allá de participar de eventos disidentes, de ir a tocar y carretear entre nosotres, sino que construir espacios que permitan diálogos y acciones más profundas, que nos protejamos, articulemos, formemos, cuidemos y potenciemos entre nosotres".

En The Tower Bar. Foto: Oscar Aranda

Aquí en Buenos Aires, algunxs tenemos cierta fantasía de que en Chile las diferentes escenas o circuitos subterráneos, como las punk, hardcore y derivados, son más fuertes, más organizados, que hay lugares para tocar, etc. ¿Esto es así? ¿Cuál es su visión general sobre esto? ¿Y qué sucede específicamente con el circuito/escena post punk/darkwave?
Es verdad que hay un ambiente hardcore/punk bastante organizado, además de que la cultura punk misma en Chile tiene varios años ya, por lo que es bien diversa y masiva. Por lo mismo, en relación al postpunk/darkwave, predomina mucho más el postpunk, siendo el ambiente dark un poco más pequeño si se compara con el punk en Chile o con otras escenas oscuras latinas como en México o Brasil. Sobre los espacios, desde ya hace un tiempo hemos visto muchos lugares que deben cerrar sus puertas por las restricciones municipales. También sucede que algunos bares y clubes convencionales cobran en exceso y se plantean como si te hicieran “un favor”, lo que deriva en que muchas veces se pague por tocar. Es por ello, que hoy en día, y más aún en el presente que atravesamos, se organizan muchas tocatas en espacios autogestionados, y ahora último mucho más recurrente en espacios públicos, de día, abiertos a todo el mundo. Como banda hemos participado en diversas escenas, ya desde un tiempo siendo mucho más selectivas al momento de tocar puesto que si bien las instancias en general se organizan bien, no están exentas de violencias machistas, de discriminación y vulneraciones. El presente llama a organizarnos en lugares seguros, y es por lo mismo que nos encontramos re articulando como nos hace sentido seguir tocando en vivo, y cual es la escena que queremos.

El track 7 de “Todo el Caos…” está cantado en alemán y se titula “Sturm und Drang”; imagino que pusieron el nombre por el movimiento literario originario de Alemania ¿Esto es así? ¿Cómo relacionan dicho movimiento con la canción y con su música en general?
Bueno el tema nace buscando experimentar el sonido con otro idioma, esto porque Lau vivió parte de su niñez en Berlín y fue un desafío de recordar y articular ideas en alemán, y claro, por otro lado también está relacionada con el movimiento literario. Desde su construcción poética hasta la melodía, abarca parajes que nos representan en el conflicto del sentir ante la razón, cosas que también están presentes en “Tormenta e Ímpetu”, en español. La catarsis y el diálogo interno, tópicos que acarician gran parte de nuestro trabajo musical, así como vivencias de banda y experiencias personales.

¿Cómo se llevan con las etiquetas autogestión, independencia, DIY? ¿Cuán lejos (en términos de distancias, oyentes, convocatoria) creen se puede llegar con esta forma de trabajo?
La autogestión ha sido nuestra metodología de trabajo. Es algo que venimos trabajando desde antes de formar Diavol Strâin, y que con este proyecto se ha concretado con bastantes logros para nosotras. En un principio es innegable que se entregue mucho, para nosotras esto no es un hobbie y perseverar en eso con sus altos y bajos ha sido mucho tiempo de insistencia, de apoyarnos entre nosotras y darnos ánimo cuando los tiempos flaquean. No es fácil, y a lo largo de los viajes que hemos podido realizar, hemos visto que en todas partes es un fenómeno inevitable, siendo en Latinoamérica más difícil que en Norteamérica o Europa por la constante económica y que claro, la realidad de las bandas a lo largo del continente no es muy distinta a la nuestra, y eso es lo que también ha llevado a que nos conectemos a nivel continental, coincidiendo en sonidos y presentes.

¿Cuáles son los siguientes pasos para la banda? ¿Qué planes tienen a corto o largo plazo?
Pronto lanzaremos nuestro primer single “Destino Destrucción” que es un adelanto del disco que lanzaremos el próximo año titulado “Elegía del Olvido / Elegía del Horror”. Siendo sinceras, en este minuto nos encontramos enfocadas principalmente en luchar y dar la pelea contra el gobierno dictatorial de Piñera. Estamos enfocando todas nuestras energías en no soltar la calle, en exigir justicia por todas las violaciones a los derechos humanes, toda la sangre que se ha derramado, por todes quienes han sufrido los horrores del terrorismo de estado llevado a cabo por los militares y carabineros a manos de Piñera. Por todo los abusos de este sistema que venimos resistiendo desde hace años, por lo que pensar en un futuro como banda, y en realidad como personas, es incierto. Por ahora nuestra preocupación está en seguir articulándonos desde la asamblea lesbofeminista con las demás asambleas del pueblo, asamblea donde hemos podido aprender de autodefensa tanto física como virtual, compartir y ejercer labores de primeros auxilios, contención mutua, reflexiones políticas, acción comunitaria, etc. También hoy más que nunca tocar en espacios públicos que se nos han negado durante años teniendo que replegarnos siempre a la vida noctura de bar, bien escondidas, bien tabú. Tocar en colegios y liceos en toma, en plazas y villas, apropiarnos de todo los espacios que el sistema privatista neoliberal nos ha negado! A su vez, decidir lanzar nuestro single se debe a que aquel tema fue compuesto en su letra a raíz de la muerte de Camilo Catrillanca, activista mapuche asesinado en un montaje creado por la policía chilena y liderado por el asqueroso ex ministro del interior Andrés Chadwick hace un año atrás. La música también es nuestra arma de lucha, de denuncia y de memoria de un pueblo sometido al patriarcal neoliberalismo.

Muchas gracias por el tiempo y buena predisposición, ¿algún mensaje final o algo que quieran decir que no pregunté?
Sin duda estamos atravesando una catarsis a nivel global. No podemos hacer ojos ciegos a todo lo que ocurre en Chile como en otros territorios del Abya Yala. La gente no da más, el abuso por parte de los poderes llamados “superiores” es innegable y tratan de ponernos la mordaza desde un sistema que se quedó con guerras inventadas. Se ha derramado sangre exigiendo vivir, se ha criminalizado la pobreza, se han cerrado ojos porque se han abierto y han violado personas por ser de “segunda clase”. El capitalismo fracasó y quieren hacernos pagar por eso. El caos emerge de las vísceras y es hermoso y desgarrador a la vez. Todo se pone en la palestra y con ello también nosotrxs. Sin embargo, no podemos esperar un cambio sin comenzar por nuestro cotidiano, dentro y fuera de nosotrxs. Hay violencias que una nueva constitución u orden mundial no van a cambiar porque vienen de una cultura milenaria, la cultura patriarcal, donde se deslegitima a otrxs por cualquier condición que escape del hombre blanco hetero, siendo culturalmente comunes los femicidios, las agresiones hacia las disidencias, y con mucha constante hacia las lesbianas, y además de la violencia directa, al sistema judicial no le importa, a muchxs de tus compañerxs y vecinxs tampoco les importa. Si todo eso no cambia pues entonces nada cambiará mucho. ¿Realmente despertamos?-

En Brooklyn. Fuente: facebook de la banda.

▶️ Contacto:
Instagram
Facebook
Bandcamp

▶️ Entrevista: Leo Díaz.